¿Qué es el Packaging?, La importancia del empaque de un producto

La importancia del empaque de un producto

diseño de empaque

¿Qué es el Packaging?

¿Qué decide la compra de un producto sobre otro? ¿Cuándo el usuario ve todas las opciones en el estante por cual es más probable que se incline?

Las respuestas son básicas, la compra se basa en la necesidad, pero muchas otras veces en el impulso.

¿De qué forma puedes influenciar esa decisión? Empleando técnicas y estrategias de branding y marketing. 

El principal beneficio que tiene el branding es que hace que tu producto/servicio se distinga en un mercado que actualmente está saturado. 

Te permite tener una identidad con la que demuestres la propuesta de valor (es decir, que ofreces de diferente al resto), lo que es el producto (datos básicos como contenido, ingredientes, etc.), indicas el precio y alguna promoción si aplica. 

Además, genera un sentido de pertenencia, los usuarios se identifican con la personalidad y valores de la marca y se vuelven consumidores casi seguros por todos los productos/servicios que lances. 

El packaging es otra llamar la atención del consumidor e influir en su decisión de compra. 

El empaque de tu producto es una forma de expresión de tu branding. 

El branding lo vemos en tu logo, tu sitio web, las redes sociales, la forma de llevar tu servicio al cliente y por supuesto, en el packaging o la forma de entrega de tu producto.  Esto es lo que llamamos un sistema de identidad que tiene diversos puntos de contacto de la marca. 

El empaque es más importante de lo que piensas. 

Su función principal es evitar daños al producto, pero cuando se le saca partido, genera un porcentaje mayor de ventas comparado con el de tu competencia. 

Hay industrias en donde se convierte en un factor decisivo de compra o el consumidor le presta más importancia, como en el maquillaje. 

Los empaques de las marcas de lujo hasta pesan más que las marcas que vemos en las farmacias. La perfumería es otro sector en donde la botella que tiene la fragancia llega a ser hasta una escultura artística. 

Muchos negocios piensan que invertir en el diseño y materiales de un empaque es tirar el dinero y se van por lo más simple.

La decisión de invertir o no, se basa en tu público meta y en el mercado en donde te quieras posicionar. 

Te presentamos tres tendencias o factores a considerar para fabricar el empaque de tu marca.

1.- La moda ecológica

Más que moda, es un movimiento. Los empaques generan basura, su función es formar parte de la experiencia o idea de la marca y muchas veces eso dura unos cuantos segundos… pero el material tarda años en descomponerse. 

Incorporar el valor de respeto hacia el medio ambiente es algo que muchas empresas están haciendo y realizan hasta donaciones y campañas a favor de la conservación y cuidado.

La desaparición de bolsas de plásticos en los supermercados y tiendas de conveniencia forma parte de iniciativas más ecológicas como lo son los materiales biodegradables o más amigables con el medio ambiente. 

Si tu negocio se distingue o va enfocado a un público ambientalista piensa hasta tres veces si inviertes en esto. 

Que tan ecológico es un material se mide desde lo que conlleva crear ese material hasta el armado del empaque.

Hay clientes que por el hecho de que uses plástico en el envoltorio no te compran y hay otros clientes que evalúan el valor de tu marca en base a la presentación.  

2.- Los envíos a domicilio

La pandemia y los comercios digitales emergentes están creando aún más la expansión del negocio de los empaques.

¿Cómo envías algo por correo sin empaque? Para empezar, ninguna empresa de paquetería acepta el producto si no está envuelto. 

Aquí es conveniente hablar de los tipos de embalaje:

El primario, es el que protege de prima instancia al producto y está más en contacto con la pieza. 

El secundario, se especializa en facilitar el traslado del producto.

El terciario, se caracteriza por soportar grandes cantidades de cajas o mayor peso para trasladar una cantidad significativa. 

Con los comercios ofreciendo el envío a domicilio, las marcas tienen que pensar mínimo en un empaque primario y otro secundario y al mismo tiempo brindarles una experiencia al momento de abrir o tener el producto en sus manos por primera vez. 

3.- Hábitos de consumo

Los hábitos de consumo generan demanda de empaques.

Sobre todo, en los productos de uso cotidiano como los alimentos o productos de limpieza. Para vender no necesitas empacar el producto mil veces. Este punto se relaciona con un pensamiento ecologista. 

Muchas marcas, con el fin de ahorrar, están dando la opción de llevar un bote o empaque vacío para rellenar el producto. 

La inversión en packaging de tu producto depende también de que tanto les dura a los consumidores en sus hogares. 

En conclusión:

El packaging es otro punto que las marcas adoptan según su branding, todo va de acuerdo a la personalidad del negocio. 

Si deciden tener varios empaques, de que material, de qué forma y cuanto invertir en eso mantiene a tu producto rentable. 

Las modas en los empaques van cambiando, pero tal vez las necesidades de tu negocio no y tu producto es algo que necesitas empacar forzosamente. 

Y ahora, con la pandemia si estas vendiendo en línea te tocó invertir en algo que antes no prestabas atención. 

La variedad en packaging existe y la creatividad es infinita para destacar en el anaquel y que tu público meta te elija. 

¡EMPIEZA YA!

-Si estás en la necesidad de emplear empaques te recomendamos que trabajes en el diseño y sea único. 

-Si ya notaste que tu público meta prefiere comprar cosas sin empaque encuentra la forma de hacérselos llegar de forma segura y fácil.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *