Como emprender en tiempos de crisis, como recupersarse de la crisis

Como emprender en tiempos de crisis

como emprender en tiempos de crisis

Recupérate y emprende en época de crisis

“No puede impedirse el viento, pero hay que saber construir molinos” 

La situación actual forzó a miles de negocio a cerrar. 

En empresas grandes ocurrieron recortes masivos y negocios pequeños o familiares ya no volvieron a abrir.

En las grandes compañías tienen planes de supervivencia para épocas de crisis, subsistir y tener solvencia siempre será la meta, sin embargo, para muchos pequeños y medianos negocios la historia si es muy diferente. 

Muchos emprendedores no están preparados para subsistir algún cambio fuerte en la economía.

¿Cómo un sector que sostiene a miles de familias puede protegerse a sí mismo?

La buena o mala administración dicta el camino de cualquier negocio.

1.- Asegura liquidez

El flujo de efectivo es el rey en el tema de administración y finanzas de cualquier negocio.

Puedes tener muchos inmuebles o herramientas, pero eso no te da liquides para solventar gastos como la nómina o compra de recursos primarios. 

Cuando negocios se enfrentan a este problema la primer solución que se viene a la cabeza es un préstamo y es muy válido, sin embargo, en época de crisis las ventas son bajas y ese préstamo que por un momento fue la salvación luego se convierte en la ruina total.

Por eso, ser organizado y ahorrar un fondo de emergencias para tu negocio es lo ideal. 

Así como recomiendan que tu fondo de emergencias personal sea lo suficiente como para vivir 3 meses con tu estilo de vida natural, lo mismo es para tu negocio. 

2.- Asegura acceso al capital

Pedir préstamos no es malo, si se administran de la forma correcta.

En medio de una crisis las cosas pueden tardar hasta años en mejorar y tal vez necesites inyectar más dinero al valor capital de tu negocio, por ejemplo, expandir tu local, expandir tu línea de productos o servicios y eso implica más gastos de personal y de materia prima. 

3.- Busca colaboraciones

Apóyate para seguir adelante con otro negocio.

Algunas veces encuentras buenas alianzas con tu competencia directa, sin embargo, entendemos que prefieras hacer alianzas con negocios que complementen tu servicio/producto.

Creen un producto/servicio que combinados mejoren la experiencia del cliente. 

4.- Enfócate en la Innovación

Si, aunque sea época de crisis la gente sigue teniendo necesidades y en los mercados se siguen cerrando ventas. 

Por eso no te quedes atrás, si ves que algo puede ser mejorado, adelante. 

Las crisis son oportunidades para empezar de nuevo o hacerlo mejor. 

¿Cómo empezar mi negocio en época de crisis?

Nota los cambios que hay en el mercado y en los compradores, la primera característica de cualquier emprendedor es que es observador y analítico. 

Cada recesión trae cambios y nuevas oportunidades para aprovechar. 

1.- Encuentra tu nicho

Empieza de cero o adapta una buena idea a los tiempos actuales. 

Identifica los nuevos problemas que enfrentan tus amigos, compañeros de trabajo o las personas en las noticias. 

Por ejemplo, el aprendizaje se volvió virtual y eso conlleva otra clase de retos para reforzar el conocimiento y para los padres de familia.

Vender material que apoye los temas escolares podría ser buena idea, al igual que vender equipo de oficina o escritorios, pizarrones, etc. 

Algo que en otros momentos jamás hubieras pensado que sería buen negocio te puede sorprender. 

2.- Conexión y conectividad

Es el motivo por el que los anuncios de muchos negocios cambiaron a temas de unidad, salud y conexión. Es lo que la gente busca y extraña en estos momentos. 

Prepara mensajes con ese tono de nostalgia y de esperanza. 

Crea mensajes usando otras redes sociales, si aún no estás en el camino, llego el momento indicado. 

Negocios que no conectan con la audiencia son negocios que no trascienden. 

3.- Aprovecha los beneficios de la crisis

Muchas plataformas digitales están abriendo sus pruebas gratis por 90 días, como Shopify. 

Para un emprendedor, el costo para lanzar el negocio es más flexible. 

Y los despidos también pueden significar que hay mucho talento afuera buscando trabajo y pueden empezar de nuevo en tu proyecto.

Algunas materias primas y servicios bajaron de precio. Aprovecha para hacer pruebas de mercado o prototipos de productos y lanzarlos. 

Si varias empresas quebraron significa que hay más lugar para nuevos competidores, es momento de crear tu marca. 

Las tasas de intereses en los bancos también bajaron, mira el lado positivo y aprovéchalo. 

Conclusión:

Un fracaso es una lección aprendida. A todos nos pasa. 

Lo importante es la actitud que tomamos frente a los hechos. El camino del emprendedor es así, arriesgando y tratando de nuevo cada vez que se cae. 

Las crisis también nos llevan a la reflexión y al surgimiento de nuevos mercados y oportunidades. 

Por ejemplo, las ventas en línea se han disparado y muchos locales han cerrado, el mercado, los compradores y los productos cambian… tú también tienes que hacerlo para ser competitivo.

El cambio es la única constante en la vida.  

¡EMPIEZA YA!

Comienza tu fondo de emergencias para tu negocio. Lo ideal es que tengas uno personal y uno reservado para tu trabajo. 

Aunque no sea época de crisis, busca colaboraciones para aumentar el reconocimiento de marca. 

Escribe todas las ideas que se te ocurran, empezando por los problemas básicos hasta los nuevos retos que enfrentan las personas. 

Las lluvias de ideas siempre son buenas para generar algo desde cero.

Investiga qué otras plataformas están dando facilidades para empezar nuevos negocios. 

contactanos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir el chat
¿En que te podemos ayudar?